Dedo corazón

15.00

Será que me lo inyectaste directo a la aurícula; como si de una droga pura se tratase. Solo así era válido; solo así. Será que en vez de dejarme huella dejaste cicatriz. Solo así perdura; solo así. Será que me revienta el pálpito en cada impulso visceral. Solo así se recuerda; solo así. Será que en mi pecho abriste heridas mortales con los infames puñales de tu boca. Solo así se explica que esté así. Solo. Qué fuego llevará el tacto de mis dedos, si a cambio ella me ha dejado este dolor coronario.

Es, en su temperatura corporal, donde mi termómetro alcanza los grados perfectos y alguno de más. Lejos de ella donde comienza el desplome. Su falta marca, delata, dispara en picado este cuerpo hacia los grados más solitarios y alguno de menos. Qué arteria será el tacto de sus dedos, que ha conseguido hacer fuego en la central de mi témpano. Será que a mí lo que me hiela es no tenerla cerca. Solo así se explica. Solo quien ardió comprende.

Categoría:

Descripción

Autor: Elena Briones – Israel Molina Pérez

Ilustrador: Chicosalvaje

Año: 2022

Editorial: Postdata Ediciones

Sinopsis: 

Será que me lo inyectaste directo a la aurícula; como si de una droga pura se tratase. Solo así era válido; solo así. Será que en vez de dejarme huella dejaste cicatriz. Solo así perdura; solo así. Será que me revienta el pálpito en cada impulso visceral. Solo así se recuerda; solo así. Será que en mi pecho abriste heridas mortales con los infames puñales de tu boca. Solo así se explica que esté así. Solo. Qué fuego llevará el tacto de mis dedos, si a cambio ella me ha dejado este dolor coronario.

Es, en su temperatura corporal, donde mi termómetro alcanza los grados perfectos y alguno de más. Lejos de ella donde comienza el desplome. Su falta marca, delata, dispara en picado este cuerpo hacia los grados más solitarios y alguno de menos. Qué arteria será el tacto de sus dedos, que ha conseguido hacer fuego en la central de mi témpano. Será que a mí lo que me hiela es no tenerla cerca. Solo así se explica. Solo quien ardió comprende.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Dedo corazón”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.